-
-
718 m
558 m
0
2,2
4,3
8,64 km

Переглянуто 431 раз(и), завантажено 7 раз(и)

біля Pinilla de Fermoselle, Castilla y León (España)

AdC Marcha 258 día 1
ETAPA 31 DE LA SENDA DEL DUERO (GR 14)
Pinilla de Fermoselle – Fermoselle
Los arribes del Río Duero

23 de marzo de 2019
41° 22′ 17″ N, 6° 22′ 47″ W
Al sur de Pinilla de Fermoselle (626 m) iniciamos el recorrido visitamos el Mirador de Peña del Cura, situado, para disfrutar de excepcionales panorámicas del Cañón del Duero. Justo al llegar vemos una Fuente. La ruta desciende por una estrecha senda encajada entre paredes de piedra, hasta llegar al cauce de un pequeño arroyo intermitente, para, poco después, unirse con un camino más ancho, el de los Arrieros.
Tras 200 metros el camino llega a una bifurcación, donde toma la opción de la izquierda que conduce hasta el Arroyo de los Pilos. Una vez cruzado el regato empieza un tramo de singular belleza, donde las encinas comparten territorio con enebros, escobas y frecuentes bloques de piedra granítica. El estrecho sendero conduce hasta un auténtico balcón natural que ofrece la panorámica de un espectacular meandro del río Duero.
Entre otras especies propias de estos paisajes se puede ver la cornicabra, que debe su nombre a las agallas, con forma de cuerno, que se forman por la picadura de un insecto. Es una especie que vive bien en ambientes rocosos, entre encinas y enebros. Tiene una madera dura, compacta, muy empleada en los Arribes del Duero para hacer cucharas, mangos de cuchillos y castañuelas. Con su resina se obtenía un bálsamo utilizado para barnices y como antiparasitario.
La senda desciende hasta el Arroyo de las Gorbias, perdiéndose las vistas que sobre el río Duero se tenían hasta el momento, y se introduce en un paraje con un encanto especial. Al atravesar el cauce del arroyo pueden observarse las ruinas de un antiguo molino, con las ruedas de moler en su piso de arriba.
El Camino vuelve a recobrar altura y a recuperar parte de su panorámica, y, si se echa la vista atrás, se puede contemplar en algunos puntos la población de Pinilla de Fermoselle a lo lejos. La ruta cruza un área rocosa, llena de afloramiento graníticos, siendo curiosos y llamativos los trozos de cuarzo, la roca blanca, que aparecen en considerable proporción.
El recorrido se adentra, a partir de aquí, en una zona con evidencias de haber sufrido un incendio y que está siendo conquistada por escobas y jaras pringosas. En este momento el trayecto inicia una bajada pronunciada hasta la Rivera de Pinilla, llegando a un bonito pontón en un paraje tranquilo y sin ningún tipo de disturbio antrópico. Se inicia entonces otro tramo de subida, hasta llegar a un ensanchamiento de la senda que se convierte en un camino propiamente dicho, que va atravesando amplios terrenos poblados de retamas.
Poco antes de llegar al kilómetro 5 de la etapa el paisaje cambia, anunciando la cada vez más próxima llegada a Fermoselle. Se abren campos de cultivo a ambos lados, donde crecen viñedos, olivos, almendros, y el camino va avanzando por este panorama hasta que se comienza a divisar la localidad de Fermoselle al fondo.
Antes de llegar a la población se deja a mano izquierda una espectacular fuente a la que merece la pena asomarse, es la Fuente de la Noria, donde una galería recoge el agua que mana en el lugar.

Коментарі

    You can or this trail